El ABC dice que entre junio y agosto de 2021- con las vacunas -, se notificaron 1.174.121 casos de coronavirus, y el año pasado, en ese período – sin vacunas -, fueron 231.041

:Algo no funciona. O las vacunas no surten el efecto que nos dicen o las estadísticas están mal y el ABC, periódico oficial donde los haya, ha utilizado los datos de manera inapropiada. Miren el titular, es del día 4 de agosto de 20121.

Titular de ayer día 4 de septiembre de 2021 del ABC

El presidente del gobierno sacando pecho porque se han vacunado nada menos que el 70 por ciento de los españoles. “Somos – dijo el buen Sánchez hace unos días -, el primer país de los 20 grandes”, en vacunación, obviamente, en economía no, y tampoco en derechos y libertades, que están siendo vapuleados en nombre del régimen de salud que nos tratan de imponer la Big Pharma, las grandes Agencias Sanitarias y los medios de comunicación. Porque está claro que ellos quieren imponer un nuevo orden sanitario, y que la realidad les da la espalda. Miren, hasta el ABC, otro medio obediente al nuevo régimen, que es el que tiene el dinero, no puede engañarse. Ha echado mano de las estadísticas y ha encontrado un agujero inaceptable, unos datos que no ofrecen, según ellos, discusión. Datos que vienen a decir que morimos más de COVID ahora, vacunados, que en agosto del año pasado.

Según el ilustre ABC entre el 1 de junio y el 31 de agosto de 2021 murieron por COVID 2.025 personas. ¿Se acuerdan el terror en el que vivíamos entonces? Creíamos que iba a ser la debacle, suspirábamos por la llegada de las vacunas. “¿Dónde tengo que poner mi brazo? Yo, el primero. Me vacuno donde quieran y cuando quieran”. Los informativos utilizaban dinamita informativa, nos presentaban un panorama aterrador, nos inculcaban miedo, nos preparaban para lo peor. La salvación estaba en las vacunas, nos repetían una y otra vez…. ¿Y ahora, con vacunas? Según el rotativo, hay más de 1174000 contagiados de coronavirus entre el 1 de junio y el 31 de agosto, tiempo de vacunas, y el año pasado, en el mismo período, tiempo sin vacunas, hubo solo algo más de 231.000.

Fíjense que no son los que el ABC también llama negacionistas los que informan que han muerto 4423 personas en el mismo periodo, pero de este año, de junio a agosto. Son ellos mismos los que lo aseguran, los redactores del ABC, los que lo divulgan. Pero fíjense que si con dos mil muertos en el 2020 vivíamos aterrorizados, con 4400 en 2021 vivimos en otra dimensión. ¿Por qué? Porque estamos vacunados, así de simple. Y porque a las empresas audiovisuales no les interesa difundir lo que realmente está pasando. Aquí, en España, y seguro que en una buena parte del planeta. Sí, el año pasado la explicación de los malos datos era siempre una: la vacuna, necesitábamos una vacuna, faltaba esa maravilla. Ahora tenemos todas las vacunas que queramos, y gente dispuesta a ser inoculada sea lo que sea le vayan a meter, pero tenemos más muertos que nunca. Y no solo pasa aquí. Por ejemplo, en internet circulan los datos de VAERS, el organismo norteamericano que analiza los efectos de las vacunas. En julio hablaban de más de 11 mil muertos y varios cientos de miles con efectos adversos. Sería bueno que el ABC pusiera manos a la obra y descubriera qué está pasando en el mundo con las vacunas.

Por supuesto, los virólogos y epidemiólogos tienen respuesta para casi todo, todo es justificable, y es que todo se ve desde dónde se mira. “Sin vacunas las cifras hubieran sido superiores entre la gente mayor”, señala, por ejemplo, el epidemiólogo Joan Cayla en el ABC, tratando de hacer olvidar los malos datos. Pero es que este año en el mes de julio se contaminaron más de 800 mil personas frente a las 47000 de julio de 2020. Más de 800.000 contagios frente a tan solo 47.000. ¿Cómo olvidar este dato? ¿Recuerdan? Con 47.000 infectados los informativos de las cadenas de televisión echaban espuma por la boca, exigían la rápida distribución de las vacunas, pero con 800 mil vivimos vacunados y las televisiones enmudecen. De lo que no se habla no existe, ¿verdad? Aplican ahora la misma estrategia que utilizan con los científicos, médicos y biólogos disidentes: ignorarlos o despreciarlos llamándolos negacionistas. Pero insistamos, ahora quien habla es el ABC. ¿Le van a dar también la espalda? ¿Vana a lanzarles encima, como hacen con los negacionistas, a las fact checking?

No me digan que no resulta ridículo que ahora con 800.000 contaminados se autorice a la gente a ir a estadios, discotecas, restaurantes, playas…. Y antes, con 47.000, vivíamos confinados, con toque de queda, mascarillas al aire libre…

Más ridículo es aún saber que hay productos que acaban con el coronavirus y que son bien conocidos por las autoridades sanitarias. El dióxido de cloro se lo están metiendo a los militares en el Hospital Militar Central de la Paz, en Bolivia, en pocos días vuelven a casa sanos y salvos. Y el ozono. Esta molécula acaba de sacar a un desahuciado de la UCI del Hospital Universitario de la Plana en Castellón. Eso está pasando hoy. ¿Por qué no se los investiga a fondo?

 

 

Leer Anterior

Los sueños no cicatrizan

Leer próximo

En el Hospital Militar Central de La Paz, en Bolivia, a los soldados le quitan el coronavirus con dióxido de cloro. Hablamos con el Dr. Martín Vargas, su director

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 Comentarios

  • Sta clarísimo el despropósito que han montado esa elite para llevarnos a la Agenda 2030 o a su NOM. Hemos de seguir despiertos, luchar desobedeciendo a todo este montaje. Stan mintiendo en los medios de comunicación y cada vez se sienten más amenazados e irán a x todas, pero nosotros también somos muchos despiertos que no nos dejamos engañar.

  • Las políticas sanitarias lo están convirtiendo todo en una mierda, en un fanguizar de mentiras que ya no hay quien se las crea.
    Imposible poder seguir confiando en el sistema político sanitario. Son todos unos mentirosos y unos delincuentes y deben de ser juzgados por todos los daños que están causando a las personas indefensas frente a todas sus maldades.

error: Content is protected !!